domingo, 14 de junio de 2015

Hermes e Islam




Texto extraído del librot “Vida y Pensamiento en el Islam”, de Seyyed Hossein Nasr,
  Es un libro descatalogado, lo tuve fotocopiado en parte pero se me extravió, y esto es lo que en su momento salvé, algunas notas escritas en un papel, pero menos da una piedra.
Es un libro estupendo,  si lo podéis conseguir alguna vez en alguna librería de lance no perderéis el dinero.
El autor, Seyyed Hossein Nasr,  (1)  es un estupendo conocedor de la tradición islámica y de occidente,





Comienzo pues la trascripción del texto:




…Ya el Hermes asociado con la escuela alquimica de Alejandría y el Corpus Hermeticum simboliza la síntesis de las Tradiciones científicas y cosmológicas de Grecia y Egipto. En el Islam, Hermes fue identificado con el profeta antediluviano Idrïs, mencionado en el Corán, y el hebreo Enoc. La figura de Hermes fue ademas elaborada e influyó tres figuras diferentes, cada una asociada con un aspecto de las artes y las ciencias. Hermes Trimegistos , tal y como es conocido en occidente, no procede de fuentes alejandrinas, sino islamicas. Mediante los tres Hermes, considerados como los fundadores de la ciencia y la filosofía, y el primero de ellos asociado con el profeta Idrïs, el islam pudo legitimar la incorporación del legado intelectual de civilizaciones anteriores a su propia concepción del mundo, en la medida en que éste legado era compatible con el genio de la revelación islámica.

(…)

Con Mullä Sadrä y su escuela las opiniones de los gnósticos, iluminacionistas, teólogos y filósofos se integran en una nueva perspectiva intelectual que posee originalidad propia.

(…)

En la mitología griega, Hermes es hijo de Zeus y Maia. Más tarde fue identificado con el Mercurio de los romanos, cuyo signo especial era el caduceo. La primera referencia a Hermes como fundador de la escuela hermética se encuentra en la carta de Manetho a Ptolomeo II, escrita antes del año 250 a.c., en la que se refiere a Hermes como al hijo de Agathodaimon. Sin embargo, antes de esa época, Hermes era bien conocido como figura mitológica, y su relación e identidad con Mercurio eran ampliamente aceptadas. Se podría decir que la creencia, sostenida por ciertos eruditos musulmanes, de que Idrïs era el Buda se basa en ésta relación entre Hermes y Mercurio y en un cierto parecido morfológico entre esas dos figuras espirituales.(1)


,,,,,,,,

El Dios egipcio Thot o Tahuti, fue primero una divinidad solar identificada por su símbolo particular, el ibis. Su templo principal se hallaba en Ounou o Khoumou, en el centro de Egipto. Los griegos los llamaron Hermópolis.
Posteriormente se convirtió en el Dios de la sabiduría, la medicina, la escritura y la arquitectura.
Aparecía siempre con su pareja femenina, Nehemahut, que es la naturaleza universal y también la sophia. Thot era asimismo la lengua y el corazón de Re, en el sentido de que era esencialmente la Palabra Divina y el poseedor de la santa invocación que hacía posible la unión con lo divino. Thot era igualmente el dios de la medida y el cálculo del movimiento de los planetas, y aparece en la historia de Osiris como un mago.


En el proceso de unificación del Thot egipcio con el Hermes griego, y la aparición de Hermes como fundador de la escuela del hermetismo, Thot perdió el aspecto puramente celestial de su ser. Se combinó con la divinidad griega principalmente como fuerza cósmica. El hermetismo también se ocupa más de la cosmología y de las ciencias de la naturaleza que de pura metafísica. Por esa razón, el símbolo del Hermes alejandrino es también el caduceo, que representa la alquimia humana y las fuerzas psíquicas que existen entre la esfera física y la inteligible. El propio Hermes era el vínculo entre el mundo corporal y el espiritual, y el intérprete de las realidades del plano superior de la existencia para los hombres que viven en el mundo de la generación y la corrupción.



A partir del año 250 a.c. en el que el nombre de Hermes apareció por primera vez como fundador de una escuela, vieron la luz muchos tratados y libros a su nombre. Pronto fue conocido como el maestro de Asclepios y de Isis y Osiri. La escuela hermética se extendió rápidamente y hacia el siglo primero d.C. era una de las escuelas científicas y filosóficas más importantes de Alejandría. En el nombre del Gran Hermes se compusieron importantes obras que contenían las enseñanzas de esta escuela.
Durante siglos tales obras compitieron con los textos cristianos e incluso alcanzaron autoridad religiosa.




ESCRITOS ATRIBUIDOS A HERMES

Los escritos sobrevivientes atribuidos a Hermes son:

a/ El Corpus Hermeticum





(1)  Mas información acerca del autor

No hay comentarios:

Publicar un comentario